Aprende porque al sembrar un tallo sale una planta nueva.

Cuando revisas tutoriales para aprender a sembrar, te encontrarás que una de las opciones más comunes que existen es comenzar a sembrar desde tallo. O desde esqueje.

Esta se ha convertido en una buena opción para no tener que realizar una siembra desde semilla. Pero, ¿por qué sucede esto? ¿Qué proceso ocurre en el interior de la planta cuando sembramos un tallo en la tierra?

En primer lugar, ¿qué es un esqueje?

porque al sembrar un tallo sale una planta nueva.

Un esqueje es cualquier parte que se le arranca a una planta, cuya finalidad sea la reproducción de esta en una nueva planta.

Es decir, una rama simplemente cortada no quiere decir que sea considerado un esqueje. Pero cuando vas, tomas una parte y empiezas a preparar para sembrarla en la tierra, ya se le puede considerar un esqueje.

Es un método de siembra muy popular, ya que es una especie de método de clonación de las plantas, en donde te ahorras todo el proceso de crecimiento a partir de una semilla.

Cuando siembras desde semilla, primero debes esperar a que esta termine por germinar. Deberá poner sus raíces en el suelo y gradualmente empezará a crecer. Dependiendo de la planta, este proceso puede ser lento o muy largo.

Porque sale una planta de un tallo.

La nueva pregunta es, ¿por qué llega a surgir vida de un simple tallo? Esto es logrado gracias a la reproducción asexual.

Para ello, deberás entender la naturaleza de un tallo. Aunque pueda parecer una sola rama, en realidad se encuentra compuesto de diferentes nodos.

Estos nodos son puntos de unión entre hojas, raíces y flores, por ejemplo. El punto en donde dos nodos se unen es llamado “internodo

Lee También  Porque las semillas no germinan aunque las haya sembrado bien

Este último punto es importante. Muchas plantas, sobre todo las leñosas, se encuentran alargando de manera constante sus tallos y raíces.

El aumento de este tallo se le conoce como crecimiento primario. Como dato, el secundario se refiere al crecimiento del grosor de la planta.

Cuando colocamos una tallo en la tierra, lo abonamos bien y sembramos, le estamos dando las condiciones para que siga tomando agua y recursos.

Al estar en estas condiciones, y al estar todavía vivo el esqueje, llega el momento en que seguirá reproduciéndose.

No todas las plantas tienen esta función, por lo que deberás revisar en cada caso. Pero cuando si pasa, notarás como puedes lograr a partir de un tallo, una planta nueva.

No dudes en consultar cada vez que vayas a sembrar, si puedes utilizar este método para hacer más ligera la espera.

Fuente

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *